Fuegos fatuos en la ciénaga de la existencia

La noche agita entrañas cristalinas entre ríos fecales y ominosos pantanos donde perseguir luminosidades puede acabar en desastre. Gira la esfera en el gradual decline de los amaneceres que arden entre lágrimas de fuego y océanos de amargura para resurgir destellos que estampan coloridas tonalidades en las brechas que quedan en los abismos que quedan entre las estrellas y pintan esperanzas que se desvanecen rápidamente antes del aurora en las albas que se ahogan con llantos encubiertos por una oscuridad amigable los demonios y las salves a todo lo que se alberga bajo el Cero Cósmico en los rebordes que conectan las esquinas de tu alma a los vórtices estelares la descomposición y cuando el dolor de la nada te traga dar las gracias y morir con honor ante la Tierra que enamorada del caos de tu corazón del amor que profesas a las cosas de tu intelecto de Dios de la conciencia que ve ojos en las piedras y caras en los árboles y las voces y la música las infancias que ya va enterrando ahí en donde se pudran tus fantasías héroes y piratas terribles musas divinas en tu día cantarán el juicio por tu pecado: llevar la Poesía a todos los extremos, la muerte absoluta y el silencio total.

13

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s