Más allá de los ecos

Sin tu pulsación a mi lado, sin latidos ni espíritus que rodeen mis cabellos con el impulso de tus manos, que monstruosa y absurda es la existencia sin nada por lo que merezca la pena estar vivo, amor, ven a las faldas de mi atmósfera y colorea mis substancia con la esencia de tus caricias y llena de Ideales Excelsos la música silenciosa que embarga las latitudes perdidas de mi alma.

APOLONIO GUILLIAN

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s