Un segundo de lucidez

Han volado rielando el aire mis amores que han ido despeñándose uno por uno a la fosa. Me metido la mano en el inodoro para rescatar lo poco que queda de algunos no sacando sino hez y detrito de las sombras de la desmemoria que se clavan como arpones en las sienes y en el corazón hecho a islotes con más espejismos que oasis. El recuerdo de los cabellos que mis manos acariciaron se desploma en las uñas que rasgan de la blanca pared la pintura. Me he besado con tantas que es difícil calibrar los besos del pasado sin entrar en locura. Allí en los vórtices marmóreos de la desesperanza se abren horizontes de desdichas en las lomas blancas del olvido. Y ya no amaré más sólo es dolor en el núcleo sensor en los amores que están hechos de dolor y de locura las formas que contornan los perfiles de cuento de hadas roídos de seda de las más guapas donde he puesto mis labios y a las feas que me enrosqué y lo pasé de puta madre hurgándolas debajo la falda en los neones de la discordia mojando los metacárpios en lo disonante vertical donde se acumulan las capas que ya pasaron al otro lado me despido: en la soledad (soy un egoísta) en la lontananza final quiero ser libre no deseo a ninguna de ellas podrá subir mi alma a las alturas ni yo tampoco quiero elevarlas: que se busquen la vida.

GUILLIAN

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s