Las “Freundinen” de Gabriel #9

parpallo

(Oh Helena tal vez la Muerte sacie de ti mi sed). Hay un punto distante en la lejanía en ignotas rutas que nos desvían cuando infante me enamoré de todo lo que te componía. Hemos recorrido ingentes distancias entre la montaña sagrada y el mar primordial. Las noches han caído sobre nosotros derrochando los mágicos destellos que nos separan cuando jovenzuelos íbamos solos a la Cueva mas mi timidez que te entronizaba como la Diosa y el Ángel de belleza y amor en mi alma y en  mi corazón que rebuscaba entre las lágrimas el desazón por poseerte entera desde tus nalgas a tu cabellera. Tus labios en canal abiertos salivados esperando un beso que jamás llegó derritiéndome ante tu presencia endiosada a merced de las corrientes malignas que impedían mi boca juntarse con la tuya cuando yo había tenido hermosas parejas que se quedaban en el olvido tu luz llama que brillaba bajo la Atmósfera como Señal guía al Poeta del Desamor que yo sería. Ha tronado y diluviado agua pura y fango sin poder apagar la chispa que por ti he sentido toda mi vida cuando aguaceros de mujeres han pasado por mis manos. Y miro Nuestras Montañas aún suspirar en valenciano el deseo no calmado cuando allá las mil nos vemos nos saludamos y alegremente charlamos contentos de vernos de nuevo en el diluvio de los años sabiendo que no será para siempre la separación sino que acunados por nuestro entorno lo que no se Anilló Aquí se Anillará en otro lado… Quizá en otra Galaxia… Quizá dentro de Nuestra Cueva el Parpalló…

GABRIEL PARE

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s